La duda y la deuda

La duda y la deuda

La duda y la deuda

 

La duda y la deuda

Si entendemos la economía política como el estudio de las relaciones sociales que durante la historia se han configurado y transformado, y que además su utilidad y validez nos acompañan en su evolución y revolución podríamos postular a lo siguiente:

Al parecer tanto la duda como la deuda son motores de la economía política hoy, vale decir si pensamos en la sociedad actual, capitalista, pensamos en una capacidad económica de auto regulación esto nos podría conducir a varios factores, pero la cuestión es que la deuda de desde los principios de la economía ha sido un punto de inflexión que produce el movimiento, ahora si analizamos la duda, damos cuenta que el valor de cambio o valor de uso y el precio, son interrogantes descifradas por la duda, duda especulativa que no tiene fin ni fondo como el capitalismo, mientras mas se genera la duda, mas deuda y especulación.

En la actualidad la duda parece ser uno de los factores mas críticos dentro de la economía política, la deuda ya esta implícita y sabida, pero la duda existe y tanto el fondo económico especulativo como la deuda ya son visualizadas, pero la duda no se evita si hay deuda, si se piensa en las relaciones sociales, la duda ante la interacción con las distintas formas y relaciones sociales crea conflictos y tensiones que provocan una contracción de la deuda, en si la economía es un riesgo especulativo, la deuda siempre esta ahí latente, para dar lugar a la deuda, siendo esto paradójico.

Las inversiones vacían la duda y la deuda pensando como capital ahorrado, en el caso que el capital sea una deuda, la duda surge inmediatamente como probabilidad de vacío e incertidumbre, ahora bien, si la duda se plantea como un canal de inseguridad en el ahorro, ese ahorra se convierte en inversión absolutamente para el capital, pero si la duda esta en la inversión, el capital se contrae.

Parece ser que estos dos conceptos son factores críticos pero también incitadores y tensionadores del capital, de este modo el capital se alimenta por medio de la duda, tanto de la seguridad como la inseguridad, por tanto la deuda es el factor mas enriquecedor, donde el poso para sostenerla es infinito y dudoso, paso sin fin y desborde que no desborda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acerca de…


Revista PiojoChile está compuesta por una red de colaboradores con opinión, orientada a generar Conciencia Social a través de escritos urbanos.


Sitio Principal Piojo.cl
Twitter @PiojoChile
Pagina Facebook
Grupo en Facebook
Pagina en Google+
Canal de Youtube