La felicidad y el sufrimiento

La felicidad y el sufrimiento

La felicidad y el sufrimiento

La felicidad y el sufrimiento son unas de las dos tendencias subjetivas más presentes en nuestra sociedad actual, que interfieren en todos los ámbitos donde nos desarrollamos y que más presentes tenemos a la hora de sociabilizar

Actualmente y con el desarrollo de la sociedad las personas buscan la felicidad y ahuyentar de sobremanera el sufrimiento, sin embargo los cánones referidos como éxito y riqueza como ideales de las masas han logrado crear una falsa expectativa, cuasi condición de eternidad he inalcanzable donde el general de las personas modernas buscan alcanzar con tanto ánimo.

No obstante, entre lo primitivo y el progreso científico se ha generado una lucha por sustentar cada una de estas características, por un parte la ciencia ha traído consigo la tecnología para mediar relaciones en muchos ámbitos y lo primitivo que instintivamente espera por la simpleza, un ejemplo de ello, es cómo nos planteamos y presentemos frente al otro, en la práctica cuanto más y mejores accesorios tecnológicos mejor nos perciben los demás, esto con el fin de expresar estatus y avance, para dar cuenta de logros que rasguñen el éxito, éxito que a su vez daría cuenta de una felicidad alcanzada por capacidades interiores primitivas, que no dejan de pertenecer a un carácter tecnológico que solo habla de un interior desesperado por reflejar bruscamente objetivos superfluos.

La imperiosa necesidad de ser feliz y su propia búsqueda es imparable, los intentos son diversos, sin embargo cada vez que el individuo aspira a ella acude a elementos técnicos y elaborados lo que a la vista de la esencia del ser humano va en contra o a favor del sufrimiento.

La inmediatez y la precocidad de la lucha por alcanzar la felicidad es tramposa.

Al parecer, mientras más se lucha por alcanzar la felicidad más sufrimiento y más lejos la posibilidad de ser feliz, por tanto se ha optado de una forma bruta a a la satisfacción superficial de sensaciones rápidas y mediatas para no caer en un pozo sin fondo.

La felicidad no está a la vuelta de la esquina, la felicidad esta en todo lo que hacemos, en toda nuestra esencia, solo basta mirarse en el espejo para encontrarla, basta ser y actual esencialmente, basta sentir la felicidad.

La supremacía de la naturaleza la cual nos hace dar cuenta de nuestro existir insignificante existir u indefensible, la caducidad de nuestro propio cuerpo que da cuenta de nuestra finitud y los métodos que usamos para relacionarnos con nuestra familia, el estado y la sociedad.” – Freud

No hay que olvidar que no siempre lo negativo es sufrimiento solo si pensamos que el orgasmo es cuasi la entrada a la muerte y uno de los puntos de la felicidad más altos. Para ello no hubo necesidad de tener accesorios, solo dos amantes desnudos, es por esto que amar o ser amado son opciones de ser feliz.

La competitividad y el afán de demostrar materialidad o conocimiento no aportan al brebaje de la felicidad, solo aumenta la tortura, la angustia y por tanto el sufrimiento, porque el desarrollo es personal y por si solo inunda al resto y no al revés.

El camino a la felicidad es lento y natural, no se atiende a efectos ambientales ni cotidianos negativos como la economía, no atiende fines exteriores como el progreso, solo atiende lo que en el camino se siembra como tal el hombre deja sus huellas de felicidad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Revista Piojo.cl

Acerca de…

Revista PiojoChile está compuesta por una red de colaboradores con opinión, orientada a generar Conciencia Social a través de escritos urbanos.


Sitio Principal Piojo.cl
Twitter @PiojoChile
Pagina Facebook
Grupo en Facebook
Pagina en Google+
Canal de Youtube