El show politíco de Chile y Bolivia en la Haya

El show politíco de Chile y Bolivia en la Haya

El show politíco de Chile y Bolivia en la Haya

Si se sorprendieron con el título de este artículo, esa fue la idea.

No soy abogado internacional ni menos nacional, soy un simple ciudadano que gracias a sus padres pude ir a la escuela y aprendió en ella a leer, escribir y lo más importante: a cuestionar la veracidad de que aquello que te dan a entender como cierto.

Dicho lo anterior, la vida me ha enseñado que siempre antes de aunar criterios y dar el favor a una parte, u otra, debes conocer, “el tenor de ambas partes”. Se habla tanto de la demanda de Bolivia respecto de lograr su reivindicación marítima, su perdida en la guerra del pacífico a manos de Chile y su reafirmación en el tratado de 1904, en donde Bolivia y Chile delimitan su terreno a perpetuidad. Bolivia en su justicia quiere y anhela recuperar parte de su territorio y por supuesto una salida al mar con soberanía, pero esto se entrampa por los hechos antes mencionados.

Ante todos los estamentos internacionales, este problema es un tema meramente bilateral, los documentos así firmados lo establecen, por ende, nadie en este mundo puede obligar a Chile a entregar territorio, nadie.

Bolivia recurre a la Haya y mientras tanto en Chile como en Bolivia se arma revuelo, Bolivia quiere quitarnos Arica o bien Antofagasta, algo efímero, vemos expertos en derecho internacional, políticos, abogados y nadie dice la verdad al pie de la letra, lo único que logran es infundir temor en la población.

Cuando se dictó la sentencia de la corte, en la cual expresa claramente que el pacto de Bogotá le permite hacerse cargo del proceso, el mundo se nos vino encima y no faltaron los personajes que trataron de colgar, a este o aquel, todo mal. Es triste ver la pobre manera de informar en este país, donde siempre hay un condicionamiento político facto, “todos sabemos que los medios de comunicación tradicionales son privados y por ende su línea editorial está condicionada”.

Lo que nadie sabía en Chile y en Bolivia hasta ayer, era que el fondo de la demanda boliviana, donde Bolivia pide que Chile se siente a negociar una salida al mar, era para lograr poner en la mesa su memoria con todos los acercamientos de buena fe que se dieron entre ambos países.

Por ejemplo el famoso “abrazo de Charaña”, en el cual se reestablecieron relaciones diplomáticas entre Chile y Bolivia suspendidas desde año 1962. Quiero hacer un alto en este acuerdo de Charaña, toda vez que ahí se trató de dar un corredor o una salida al mar soberana para Bolivia, la cual estaría ubicada entre la ciudad de Tacna del Perú y la ciudad de Arica por parte de Chile, la intención quedó en nada, porque Perú, que debió ser consultado según las condiciones del Tratado de Lima de 1929, objetó la fórmula, proponiendo, un estatuto tri nacional para los territorios ofrecidos por Chile, algo que Bolivia rechazó. Finalmente, el presidente boliviano Hugo Banzer rompió relaciones diplomáticas con Chile el 17 de marzo de 1978 y todo quedó en nada. Sinceramente este ofrecimiento fue lo más cercano para que Bolivia pudiese obtener una salida soberana al mar.

Ahora, el juicio se enmarca en conocer el fondo de la demanda boliviana y como bien se dijo en la corte: sólo puede obligar a negociar a ambas partes y nada más. Lo que suceda en esas negociaciones queda entre ambas partes, la corte no puede obligar a Chile a ceder territorio, no lo puede hacer, y la demanda en sí de Bolivia tampoco pide aquello, que bien lo pienso es algo ridículo, más bien se hizo por el impacto mediático de lograr un impacto en la población, ver el nacimiento de un Héroe que busca una salida al mar, con ello gana popularidad y lo más importante gana el derecho a seguir gobernando a Bolivia hasta el año 2030 reformando la constitución.

Por la contraparte, en todos los medios se muestra que Chile hace una defensa descarnada de los derechos por el tratado firmado el año 1904 y otros acuerdos y que el derecho internacional está a favor de la parte chilena, dando mil fundamentos de hecho y de derecho, pero la ciudadanía ¿Qué ve?, 14 votos contra 2 y Chile ya está derrotado. El temor que se infunde por la posible pérdida de territorio nacional hace un revuelo importante en la ciudadanía.

¿Pero qué ganan los partidos políticos chilenos con este caso? Simple, se muestran una unidad transversal en torno a un problema país, como lo es defender el territorio nacional ante la posible invasión extranjera, poniéndonos en el plano como un país oprimido y dejado de lado por todos los vecinos de la región, que estamos solos y que nuestros políticos son los únicos salvadores del país.

Entonces, es lógico pensar que este juicio “internacional” no es más que sólo un show político que beneficia tanto a Bolivia como a Chile, como bien dije: Evo gobernará Bolivia hasta el año 2030, fuera de toda lógica democrática y en Chile dan una señal de estabilidad política tan alicaída deteriorada y venida al suelo con todos los escándalos que todos ya sabemos, por ende tanto de derecha, izquierda, centro y toda la chimuchina; todos suben en las encuestas, se da una buena imagen al país y al mundo entero, por lo demás algo que es irreal.

El fondo de la demanda boliviana, un mero Show internacional, que va a terminar en nada, salvo la ganancia política para los intereses mezquinos de ambos países.

Personas Rol
Luis Gastón Mora Obregón Autor
Cristian Vásquez Diaz Edición
@PiojoChile

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acerca de…


Revista PiojoChile está compuesta por una red de colaboradores con opinión, orientada a generar Conciencia Social a través de escritos urbanos.


Sitio Principal Piojo.cl
Twitter @PiojoChile
Pagina Facebook
Grupo en Facebook
Pagina en Google+
Canal de Youtube